El reto consistía en hacer un vídeo para concienzar a la gente respecto a lo que es la exclusión social en menores de edad.

El vídeo iba a ser un experimento social donde unos niños ignorarían a otro niño, y grabaríamos la reacción de la gente que estuviese cerca. Una vez obtenidos los resultados, los editaríamos en un vídeo final, que subiríamos a nuestro canal.

Lamentablemente, por falta de tiempo y otras complicaciones, no pudimos realizar el reto.