El reto elegido por nuestro grupo era conseguir transimitir a la gente la necesidad de ayudara a los refugiados, nosotros pensamos que una buena manera de hacerlo era mediante los niños pequeños que se lo transmitieran a sus padres, por lo que decidimos contarles un cuento relacionado con el tema y regalararles unas pulseras y así conseguir que se sintieses orgullosos de su labor.

SDC14386                         Ch_6S4DWwAU5cqr